Don José, don Benjamín o don Pepe, nunca se imaginaron estar frente a las obras e imágenes más elitistas y sofisticadas de la historia del arte español, en pleno corazón de San Salvador. GatoEncerrado te muestra algunas historias y fotografías de la población salvadoreña que se ve seducida por las réplicas del Museo del Prado de España. Lustradores de zapatos, guitarristas callejeros y vendedores ambulantes, ahora pueden estar frente a frente ante estas bellas artes.


Fotografías y texto por: Marielos Flores

 Los salvadoreños a partir del pasado viernes 23 de octubre hasta el 29 de noviembre, podrán disfrutar de la exposición del “Museo Nacional del Prado” de España instalado en el  Centro Histórico de San Salvador, específicamente en la Plaza Gerardo Barrios. La exposición  consiste en la exhibición  de  53 reproducciones  de las pinturas más emblemáticas en tamaño real. Dichas obras de arte se encuentran divididas por escuelas como la: Pintura Española, Flamenca,  Italiana, entre otras más. Este esfuerzo es posible gracias a la Agencia Española de Cooperación Internacional (AECID), a través de la Embajada de España y en conjunto con la Secretaría de Cultura del Gobierno de San Salvador. La muestra es para dar a conocer a la población salvadoreña la historia de España, Europa y del arte Occidental.

***

Recorriendo el pasillo donde se encontraba alojada la exposición, se encontraba un anciano de aproximadamente 80 años que se distinguía entre las demás personas por su cabello y barba blanca, con su gorra para cubrirse de los rayos del sol, y sus herramientas para ir a ganarse el pan de cada día, él es don José Ernesto Flores, un lustrador de zapatos que tiene cinco años de dedicarse a realizar este oficio en las calle de San Salvador. Menciona que es originario del Barrio San Anita de la Capital Metropolitana.

—Ahorita nosotros en la pobreza, siempre andamos viendo si lustramos zapatillos porque si no en estos momentos no se comen, pero dando gracias a Dios, él siempre nos da aunque sea un bocado de tortilla.— expresa don José Flores.

Su historia es similar a la que muchos salvadoreños realizan día tras día, el hecho de salir a trabajar arduamente para llevar un sustento a su hogar. Menciona don José que anteriormente estuvo trabajando en el área de servicio al cliente en una mueblería, y que hoy en día resulta muy difícil poder encontrar un trabajo estable ya que por su edad, nadie le quiere brindar uno, por eso decidió trabajar en este oficio. Don José se acercó a la Plaza Gerardo Barrios a poder apreciar la exposición de obras de artes

—Aquí ando en todo esto viendo estos paisajes que jamás de la vida los volveré a ver; esto es bueno para la juventud y también para nosotros  lo que estamos viendo ahorita. Me llamo a mi la atención y está bonito todo  para la alegría de la juventud y para uno de anciano también por que  hay conocer las cosas; esto es un gran placer de ver y aprender más. Por que llama la atención, yo desde ayer ando por acá. — comenta don José.

***

Otras personas a quienes les llamó mucho la atención la exposición del “Museo Nacional del Prado” en San Salvador,  fue el caso de don Pepe Antonio, un pintor y cantante no profesional, que junto con su  sombrero color beige y su guitarra café , llegó hasta la Plaza Gerardo Barrios desde el cantón Ojo de Agua del departamento de Chalatenango al norte del país. Comenta que los cuadros expuestos le llamaron la atención y decidió acercarse para poder apreciarlos.

— Pasé aquí casualmente y me llamó la atención estas pinturita que están bien hechas y  me parece bien porque uno se puede dar cuenta lo original de como pintan por allá— dice don Pepe.

A otro costado se encontraba Benjamín Chávez,  un hombre al cual lo acompañaba su mochila, su gorra y su venta en mano de pomadas. Él menciona que actualmente es un vendedor ambulante en las calles de San Salvador y en ocasiones sale a vender a otros lugares diferentes productos, esto con el fin de llevar algo que comer a su hogar y ver cómo se puede mejorar un poco cada día.

Menciona Benjamín que iba de paso —Me llamó la atención porque tengo un libro donde están esas pinturas y son igual a las que están aquí, pues  imitan a la pintura original, porque esta no es la original, solo son unas copias. Pues si es que hay gente que está acostumbrada a ver cosas mesquinas y  vulgares ya esto es más elevado.—

***

Al fondo del pasillo se encontraba don José Antonio Ortíz, un albañil que con su oficio puede sobrevivir día a día junto a su familia. Comenta que se dirigía a realizar un trámite a la Alcaldía de San Salvador, ya que él es originario del departamento de Ahuachapán al occidente salvadoreño.

—Llama la atención fíjese. Iba de paso pero me he quedado viendo los cuadros muy bonitos verdad. Fíjese que no me había dado cuenta pero estaba viendo que a la Embajada de España pertenecen; esto no es normal verlo aquí, en sí parece muy bonito porque es algo que uno no conoce, hay cuadros que llaman mucho la atención, esta pintura es carísima es muy raro ver esto acá en nuestro país. — expresa don José Ortíz.

***

Dicha exposición estará disponible para todo público de lunes a domingo en horario de 9:00 am a 4:00 pm en donde un equipo de mediadores culturales serán guías en el recorrido del pasillo de las 53 reproducciones de las obras de arte expuestas en la Plaza Gerardo Barrios frente a Catedral Metropolitana de San Salvador.

Comenta